10 recomendaciones para la Toma de decisión en tiempos VUCA

  • Home
  • blog
  • 10 recomendaciones para la Toma de decisión en tiempos VUCA
blog image

No tenemos duda que el contexto socioeconómico que vivimos es absolutamente VUCA. Las siglas VUCA responden al acrónimo de volatilidad (volatility), incertidumbre (uncertainty), complejidad (complexity) y ambigüedad (ambiguity). 

¿Cómo hacer frente a los desafíos de esta nueva realidad con el Covid-19?

Requerimos agilidad para responder de la manera más efectiva. Es vital estar preparados con la mayor comprensión posible de las variables del sistema, así como con las competencias adecuadas.

La educación y la formación profesional desempeñan un papel muy relevante para preparar a los profesionales y a los líderes de hoy.  Tiene que ser una capacitación práctica, que fomente el análisis y la solución de problemas, que brinde la oportunidad de explorar el mundo con apertura y curiosidad, que impulse la sinergia y que genere compromiso con el cambio y la mejora continua. 

Desarrollar la resiliencia, la mentalidad de crecimiento, la determinación y la responsabilidad son aspectos claves para contener la inseguridad y encontrar soluciones a los innumerables retos que enfrentamos. 

El concepto de entorno VUCA comenzó a ser utilizado en los años noventa por los soldados norteamericanos. 

• Volatilidad: los cambios y la velocidad a la que se suceden.

• Incertidumbre: incapacidad para predecir las situaciones o el curso de los acontecimientos.

• Complejidad: dificultad para entender y manejar el contexto o para distinguir entre causa y efecto.

• Ambigüedad: lo complicado de comprender las relaciones entre los distintos elementos que están presentes en el sistema.

Todas nuestras organizaciones están enfrentándose a un entorno VUCA extremo con ocasión de la pandemia Covid-19. Es imperativo renovarnos de forma acelerada, contando con la visión y la estrategia que nos permita identificar oportunidades en medio de la dificultad y continuar agregando valor a los clientes y comunidades a las que servimos. Para ello, señalamos aquí 10 recomendaciones que le pueden ser útiles en el proceso de toma de decisión: 

  1. Respiración y percepción positiva del stress

El stress, la incertidumbre y la presión no deseada generan el modelo “pelea o huye”, que por lo general hacen más difícil la toma de decisiones. 

  • Examine las emociones que estás experimentando. Dale un nombre a la sensación (me siento presionado, estresado, ansioso…).
  • Haga una pausa en el trabajo. Los cambios de ambiente, y de personas nos pueden ayudar a descubrir nuevas perspectivas;
  • Respire profundamente. 
  • Enumere sus respiraciones y hágalas con diferentes tiempos. 

Es una práctica muy sencilla pero con un muy importante impacto en la claridad, la relajación y la sensación de bienestar.

  1. Reconozca sus “puntos ciegos”: sabe lo que no sabe

Una toma de decisiones sólida se basa en información precisa. Pero, en un ambiente VUCA, nuestros cerebros tienden a crear “atajos” y seleccionar información basada en nuestros filtros. En nuestro programa de Neuro Gerencia abordamos la teoría del Economista Daniel Kahneman sobre “Pensamiento Rápido y Lento” y en particular sobre cómo funcionan estos atajos o sesgos cognitivos. La recomendación aquí es que reciba constante retroalimentación de personas con las que Ud. trabaje y con los diversos grupos de interés vinculados a su negocio. Busque colegas o personas en las que confíe para desafiar o validar su información. Además, busque aquellos con puntos de vista alternativos para obtener una nueva perspectiva y ampliar sus horizontes.

  1. Trascienda la mente racional: cultive sus centros de inteligencia emocionales e intuitivos

¿Sabía que tiene múltiples centros de inteligencia: racional, emocional e intuitivo? Hoy en día sabemos lo importante que son las emociones para reconocer patrones inconscientes como las creencias y los paradigmas. Asimismo, dibujan y exponen de manera muy clara, la manera en que percibimos el mundo. Ir más allá de la racionalidad para acceder al caudal de información que nos regalan las emociones y la intuición es muy importante en momentos tan complejos y volátiles. Utilice estrategias alternativas como explorar cómo se siente acerca de una situación o el uso de técnicas creativas como la música o el dibujo para explicar un desafío.

Einstein es ampliamente citado diciendo: “La mente intuitiva es un don sagrado y la mente racional es un siervo fiel. Hemos creado una sociedad que honra al siervo y ha olvidado el don”.

  1. Descanso y visualización — desbloquear la mente inconsciente

Si bien aun esta en proceso de investigación, algunos científicos consideran que la mente continúa trabajando en problemas durante el sueño profundo. Antes de irse a descansar pruebe a escribir o a visualizar algunos aspectos de una decisión en la que esté trabajando. Si esto le genera ansiedad o frustración, no lo haga. Si se siente cómodo con el ejercicio, pues haga o visualice la lista con los escenarios, o con las potenciales opciones y alternativas, y luego olvídela. Aproveche el funcionamiento de la mente inconsciente y quizás al despertar, cuente con la solución creativa que ha estado buscando.

  1. ¡Todo pasa! — considerar las situaciones adversas como temporales

Ante situaciones muy complejas y difíciles, o cuando sentimos que la adversidad es superior a nuestra fuerza de voluntad, es posible que sienta que el mundo se acaba. Pero con mentalidad de crecimiento, con resiliencia y optimismo, es posible ver las situaciones adversas como específicas y temporales, una instancia aislada que pronto pasará. Cuando se sienta abrumado, pregúntese, “¿es esta situación negativa tan extendida como temo? ¿La situación siempre será tan mala o las cosas pueden mejorar con el tiempo?” ¡Visualice una realidad más positiva!

  1. Tome decisiones “basadas en principios”

Entendemos que una manera sencilla pero importnate para  tomar decisiones, es basados en principios. De acuerdo a S. Covey en su libro de los 7 Hábitos de la Gente Altamente Efectiva, cuando tenemos claridad respecto a los principios y valores más importantes para nosotros o nuestras organizaciones, se hace más facil la toma de decisión. 

Los principios son leyes naturales o verdades fundamentales que existen independientes de nuestro conocimiento de ellos (ej. integridad, fidelidad, temperamento, sencillez, valor, compasión, contribución, justicia) y los valores son las prioridades que ponemos en la gente, las cosas, las ideas o los principios.

Piense en lo que es más importante para Ud.  ¿Cuáles son sus valores fundamentales y qué resultados desea realmente?  Haga una lista de esos valores y los objetivos que desea alcanzar. Esto le traerá claridad y ayudará a eliminar información irrelevante para extraer lo que es esencial. Mantenga sus valores como guía.

  1. ¡Afile la sierra! 

Trabajar demasiado puede agotarnos física y mentalmente. Paradójicamente, el cerebro es más creativo cuando NO se centra en una tarea, aparentemente no hacer nada, como caminar, estar en la naturaleza o tomar una taza de té por la tarde. Reserve unos minutos al día para afilar la sierra, es decir, dedicar tiempo a nutrirnos en las cuatro dimensiones que señala Stephen Covey, a nuestras dimensiones física, emocional, intelectual y espiritual.  

  1. Enfoque en lo que sí controla

Tiene más poder sobre la mayoría de las situaciones de lo que cree. Determine cuál es su zona de control y su zona de influencia: qué acciones puede realizar para controlar una situación. Cuando una situación está fuera de su control, recuerde que todavía puedes controlar su respuesta y su actitud (recomendable lectura: el hombre en busca de sentido de Viktor Frankl)

“Todo se puede quitar de un hombre, sino una cosa: la última de las libertades humanas: elegir la actitud en un conjunto determinado de circunstancias, elegir el propio camino.” – Viktor Frankl

Las personas psicológicamente resilientes y proactivas, encuentran maneras de ejercer control sobre sus vidas incluso cuando no tienen control sobre las circunstancias físicas en las que se encuentran.

  1. Use el poder de la mentalidad de crecimiento

Ser positivo y seguro es bueno para la toma de decisiones. Identifique cualquier emoción improductiva que pueda estar impulsando su toma de decisiones. Deténgalos en sus huellas:

  • Nombrar y registrar estas emociones
  • Detenerlos y reemplazarlos imaginando lo contrario
  • Imaginar una realidad positiva y buscar la oportunidad en la situación

Practique esto diariamente para construir su músculo de pensamiento positivo. De acuerdo a la ciencia de la felicidad (la EEG esta acreditada con la certificación de Chief Happiness Officer), la felicidad y la alegría más que emociones son  competencias que se pueden aprender y enseñar. ¡Definitivamente es un músculo que debemos ejercitar! 

 Además, si Ud. se rodea de personas positivas con las que puede reír, divertirse y “jugar” de manera natural y espontánea, estará creando condiciones para cultivar el pensamiento positivo y esto le ayudará en su proceso de toma de decisión. ¡Manténgase en contacto regular con esos buenos amigos y compañeros positivos!

  1. A veces se gana, a veces se aprende

John Maxwell tiene un libro con ese título con el cual nos identificamos plenamente. En la EEG nos apasiona crecer y aprender. 

También Nelson Mandela lo dijo: “Nunca pierdo. O gano o aprendo”. ¡Y estamos de acuerdo también! 

Independientemente de las circunstancias en las que se encuentre, y sabemos que son volátiles, inciertas, complejas y ambiguas… mantenga su espíritu de crecimiento y de aprendizaje, ese mismo que le convierten en líder y visionario. Confíe en Ud. mismo y tenga la seguridad que tomará decisiones acertadas. ¡Es la mejor forma de vivir esta aventura!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En qué podemos ayudarte?
WeCreativez WhatsApp Support
Doris
Disponible
WeCreativez WhatsApp Support
Bethania
Disponible
WeCreativez WhatsApp Support
Andris
Disponible